Dragon Ball Super: episodio 105

El episodio 105 de Dragon Ball Super «¡Un combate duro! ¡El Maestro Roshi arde!» continúa con lo acontecido en el capítulo anterior. Tras la breve alianza entre Hit y Goku, los combates continúan y es ahora cuando el maestro Roshi muestra su verdadero poder en uno de los episodios más emotivos de la serie. A lo largo del Chikara no Taikai, el viejo tortuga se ha concentrado en observar las técnicas y los poderes de sus adversarios, podemos decir que en este momento posee gran conocimiento acerca de los luchadores en la plataforma y sabe quiénes serán sus objetivos.

La primera de ellas es Caway, una luchadora que crea armas con ki y que no representa ninguna dificultad para el viejo, a pesar de tratar de seducirlo, lo cual funciona al principio. Tras haberla derrotado, el viejo siente la presencia de Dercori, una más de los guerreros del universo cuatro. Ella, especialista en el uso de talismanes e ilusiones ópticas, le pone las cosas un poco difíciles al viejo Roshi. Sin embargo, él sabe responder y utiliza la peligrosa técnica de su maestro Mutaito; el Mafuba. La técnica funciona y Roshi logra derrotar a su segundo contrincante. Mientras en las gradas se suscita una pequeña pelea entre Beerus y Quitela por el uso del frasco. Zenoh termina con la discusión con una mirada sombría que aterroriza.

Krillin teme por la seguridad de su maestro tras utilizar esa técnica tan peligrosa, pero Roshi no presenta ninguna debilidad después de usarla y ahora llega el turno de su tercer contrincante, también del universo cuatro: Ganos. Este luchador sí representa un problema para el maestro Roshi tras su transformación. Ganos, es un guerrero que mejora su condición cada vez que pelea en su límite, así, poco a poco logra vencer la experiencia del viejo Roshi y hace que éste recurra a la hipnosis, como muchos años antes hizo contra Goku. Su ataque por poco surte efecto, pero Ganos se ataca a sí mismo para salir del control mental del viejo y es cuando la pelea llega a su clímax.

Roshi sabe que no podrá derrotarlo si no va más allá de sus límites. Antes de lanzar su último ataque, hace alusión a que sus dos discípulos le enseñaron vencer sus límites y no darse por vencido tan fácilmente. Goku, que se percata que el maestro está en problemas, desea ir a auxiliarlo, pero su oponente lo tiene bien sujeto. En una escena súper nostálgica y cargada de sentimiento, el Dios de las Artes Marciales prepara su técnica definitiva, exponiéndoles a Goku y Krillin que ese será Kame Hame Ha más poderoso. Tal vez no lo sería, pero sí que fue el más emotivo que hemos tenido en la serie desde hace mucho tiempo. Roshi representa un nivel de sabiduría que pocos personajes han logrado alcanzar, ni siquiera los dioses que ayudaron alguna vez a Goku han tenido el temple del maestro Tortuga. Su desempeño en este episodio, derrotando a tres de los luchadores del universo cuatro, le hizo merecedor del respeto del mismísimo Beerus. ¿Será que los peleadores del universo siete seguirán sorprendiéndonos con sus técnicas? ¿Podrá el maestro Roshi continuar peleando después de esto? Las respuestas a estas preguntas se hallan en la nueva entrega de Dragon Ball Super que se titula «¡Averiguadlo! ¡Duelo a muerte contra un atacante invisible!» que se emite el próximo domingo a las nueve de la mañana, hora japonesa, en Fuji TV. ¡No os lo perdáis!

Hipólito Salazar

Escritor, Fan Ficker, Ciclista, soñador, Fan de Dragon Ball desde el inicio de los tiempos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete − 8 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies